Sí a la actividad física

Es común que día a día encontremos argumentos para justificar nuestra falta de tiempo para hacer ejercicio o realizar algún deporte, más aún cuando no hemos desarrollado esta área de nuestra vida o no tenemos la disciplina de estas prácticas en nosotros. No obstante, nunca es tarde para reflexionar al respecto y más aún, comenzar a hacer algo para cambiar esta situación y procurar un estilo de vida más saludable y lleno de energía para nosotros.

Importante de tomar en cuenta

  1. Antes de comenzar a hacer ejercicios, es importante optar por aquellos que nos garanticen bienestar, que se ajusten a nuestra situación física, nuestra resistencia corporal y nuestra condición. Si bien, podemos comenzar llenos de energía y ansiosos por ser grande atletas y deportistas de inmediato, no podemos dejarnos llevar por estos impulsos, es necesario ir poco a poco, disfrutando del ejercicio. Si podemos contar con la ayuda y la asesoría de alguien, genial, pero si es por nuestros propios medios, podemos ir probando qué nos hace sentir mejor, podríamos incluso buscar información e ir buscando a un buen ritmo para nosotros.
  2. La constancia hace la diferencia, por eso es necesario buscar el tiempo para nosotros e ir haciendo los ajustes necesarios, pero sin perder las ganas ni darnos por vencidos. Al principio puede costar, pero en la medida en que sigamos haciendo ejercicio y deporte, notaremos grandes beneficios, nos motivaremos más e iremos incluyendo esta actividad en nuestra rutina cotidiana.

No olvide disfrutar

  1. Ver una rutina de ejercicios como una condena o un castigo, no nos permitirá obtener los mejores resultados, pues no se trata solo de poner el cuerpo en movimiento, es necesario que nuestra mente también se conecte a todo ese beneficio corporal y encuentre el disfrute y también se fortalezca. Por eso, es importante adoptar la práctica de la actividad física como un beneficio integral, algo que disfrutamos y nos hace pasarla bien.
  2. ¿Solos o en grupo? Eso lo determina cada uno de acuerdo con sus preferencias y sus comodidades, como se sienta mejor. Lo importante es encontrar ese punto de satisfacción y comodidad que nos garantice la práctica de la actividad física, pues se trata de buscar todo lo que nos beneficie, sin condicionarnos a elementos externos que pueden complicarnos el ejercicio.

Para reflexionar

Hay muchos tipos de ejercicios, deportes y actividades físicas, todo depende de qué nos gusta más y qué consideramos que nos brinda un mayor beneficio. El movimiento nos librera del estrés, incrementan los niveles de serotonina en nosotros (conocida como la hormona de la felicidad, ya que regula el estado de ánimo en el cuerpo) y, nos permite dispersarnos y distraernos productivamente. Por estas razones es importante hacer una pausa, ordenarnos y arrancar oportunamente con el ejercicio pues este es salud y al igual que la buena alimentación nos ayuda a prevenir enfermedades y padecimientos que pueden afectar a nuestro cuerpo.

Estos consejos llegan a usted gracias a:

 

Cerrar Whatsapp Formulario de Contacto